Pastoral

I.- Departamento de coordinación de Pastoral

Es un órgano de formación humano-cristiana de la Institución Educativa Parroquial Privada “San José”- Padres Maristas, encargado de llevar a cabo las acciones pastorales, litúrgicas y sacramentales que fomenten la vivencia de los Valores del Evangelio a la luz de la Espiritualidad y Carisma Marista y el crecimiento del espíritu misionero, siguiendo los principios de la Congregación de los Padres Maristas.

Misión del Departamento de Espiritualidad y Pastoral

Es un órgano de formación humano-cristiana de la Institución Educativa Parroquial Privada “San José”- Padres Maristas, encargado de llevar a cabo las acciones pastorales, litúrgicas y sacramentales que fomenten la vivencia de los Valores del Evangelio a la luz de la Espiritualidad y Carisma Marista y el crecimiento del espíritu misionero, siguiendo los principios de la Congregación de los Padres Maristas.

Visión del Departamento de Espiritualidad y Pastoral

En el 2016 la Coordinación de Pastoral de la I.E.P.P. “San José” – Padres Maristas asume un compromiso permanente en la formación integral de la Comunidad Educativa, promoviendo y ejecutando acciones que contribuyan a construir una educación de calidad inspirada en los valores de la Espiritualidad de los Padres Maristas. “Es que ahí cooperamos con Dios a la formación del hombre. Eso es. Cuando un niño sale de manos de su nodriza, apenas si es un esbozo de hombre. Luego llega el momento de hacerlo hombre, de formar su voluntad, su carácter, su virtud, etc. Pues todo eso lo hace la educación. No hay cosa más eminente. El niño recibe como su segunda creación”. (Habla un Fundador n° 13 &11)
Al mismo tiempo, este departamento es reconocido por la eficaz y eficiente labor que realiza y cuenta con todas las condiciones para ejercer su trabajo, goza de prestigio y credibilidad en el Callao y en los diferentes espacios de Pastoral.

II.- Objetivo General

Promover y reforzar la formación holística del ser humano a través de la vivencia de los valores de la Espiritualidad de los Padres Maristas y la práctica de los Sacramentos en la vida cotidiana.

III.- Objetivos Específicos

  • Planificar, organizar, ejecutar, monitorear y evaluar las actividades que favorezcan la formación humana, espiritual y misionera de los miembros de la Comunidad Educativa.
  • Promover la vivencia de los Valores del Evangelio, desde la Espiritualidad de los Padres Maristas, para responder a los desafíos de los signos de los tiempos.
  • Fomentar y orientar la vivencia de los Sacramentos de los miembros de la Comunidad Educativa en su vida cotidiana.

Fundamentación del Plan Pastoral 2014 - 2016

El Plan Pastoral 2014-2016 se fundamenta en los Valores del Evangelio desde la Espiritualidad de los Padres Maristas, según los Textos normativos de la Habla un Fundador, las constituciones’, los cuales contribuyen a la formación integral de los estudiantes (PEI - Misión: 1.3. “Somos una comunidad educativa que, a modelo de la Sagrada Familia colabora con los padres de familia en la formación de los alumnos (as) como personas en lo académico, espiritual y humano. Formamos en libertad e identidad a través de nuestros 4 pilares: creatividad, afectividad, participación, solidaridad y así ayudarlos a desenvolverse con un espíritu de servicio en una sociedad que requiere ser más justa y fraterna”) y a un encuentro personal con Cristo, con identidad eclesial y cultural, y con una excelencia académica (Aparecida N. 337) que permita dar testimonio de vida, comunión y solidaridad.
En esa misma línea, busca defender la creación y pretende ayudar a formar personas reconciliadas y reconciliadoras que expresen la felicidad según la voluntad de Dios.

Este proyecto del Reino desde la perspectiva eclesial se REALIZA en la Comunidad Educativa a través de la Solidaridad (Principio institucional), del vínculo de la caridad (DIACONIA), se VIVE desde el valor de reconciliación, de la alianza, de la eucaristía (KOINONIA), se PROCLAMA a través de las misiones y evangelización fuera de la institución (MARTYRIA) y se CELEBRA a través de las eucaristías, fiestas, celebraciones, oraciones (LITURGIA).

También debemos destacar que el proyecto del Reino que propone la Institución es expresado, en nuestra institución, desde los valores de la Espiritualidad de los Padres Maristas. “Los Maristas desean ser como María y como María seguir a Jesús, para eso llevan su nombre. La contemplan en los misterios de Nazaret y Pentecostés y en su papel al final de los tiempos a fin de compartir su celo por la misión de Hijo en la lucha contra el mal y para responder con prontitud a las necesidades más urgentes del pueblo de Dios” (Constituciones n° 8).

Por ello, los conocimientos, destrezas y actitudes que se desarrollen, permitirán participar en la construcción de un país más justo, donde primen los valores del Reino desde la Espiritualidad de los Padres Maristas, los cuales nos llevan a responder “los signos de los tiempos e interpretarlos a la luz del evangelio” (GS 4), dejando de lado los anti valores que predominan en la actualidad y que permiten profundizar las brechas existentes en el país, tales como la indiferencia por los más necesitados y excluidos, el materialismo frente a la trascendencia, el individualismo frente a la solidaridad, el egoísmo en contra de la generosidad, la corrupción, el racismo y la marginación. De esta manera, proyectamos una educación acorde con los fines de la educación peruana (Ley General de Educación N. 28044, Art. 8) y sustentados en el (PEI - Valores Institucionales: 1.6. Disciplina, Respeto, Puntualidad y Responsabilidad)

Finalmente, con este Plan Pastoral pretendemos reforzar nuestra actividad misionera, propio del carisma de la Congregación de los Padres Maristas: “La Sociedad de María, al igual que la iglesia, encuentra su modelo en María, la mujer de fe. Su espiritualidad es sencilla y modesta en la expresión , cercana a la vida de la gente de condición humilde, apostólica en el carácter, y marcada por la espontaneidad y la alegría. en una palabra intenta hacer suya la experiencia cristiana vivida por María. Todos los maristas, sacerdotes, y hermanos, cada cual según su vocación, comparten un apostolado común, ya sea el trabajo manual, la administración, la predicación, la enseñanza, el servicio pastoral o la celebración de los sacramentos” (Constituciones n° 117 y 138) y por naturaleza propia de la Iglesia misionera y evangelizadora (CIC 781; LG 17; Aparecida 11), según el mandato de Jesús: “Id y enseñad a todas las gentes….a guardar todo lo que yo os he mandado. Yo estaré con vosotros siempre hasta la consumación del mundo” (Mt 28. 18-20) e integrar el Área de Educación Religiosa en el desarrollo y la formación integral de todas las dimensiones de la persona, entre las que se encuentra de modo constitutivo la capacidad trascendente, espiritual, ética y moral que permitan reforzar la formación integral a través de sus contenidos (Cuaresma, Semana Santa, ,Adoración al Santísimo Vida de Santos, etc), experiencias fuertes de formación cristiana vivencial, tales como: Jornadas y Retiros.